1. Home
  2. ACTUALIDAD
  3. ‘Un viaje Por Tantos’ para descubrir qué hace la Iglesia con el 0,7 por ciento de tu declaración de la Renta
‘Un viaje Por Tantos’ para descubrir qué hace la Iglesia con el 0,7 por ciento de tu declaración de la Renta

‘Un viaje Por Tantos’ para descubrir qué hace la Iglesia con el 0,7 por ciento de tu declaración de la Renta

389
0

La campaña Xtantos 2024 presentada por la Conferencia Episcopal Española este año tiene como punto de partida ‘Un viaje Por Tantos’. Una novedosa manera de dar a conocer lo que se hace con el dinero de los contribuyentes que marcan la casilla de la Iglesia en su declaración anual de impuestos.

‘Un viaje por tantos’ relata cómo 15 personas que no marcaban la X en su declaración de la renta han conocido seis iniciativas de la Iglesia en diferentes ciudades españolas.

Gracias a esa experiencia, según el secretariado para el Sostenimiento de la Iglesia, el 73% de las personas que no marcaban la X en su declaración de la renta han cambiado de opinión al conocer de cerca la realidad de la Iglesia:

El viaje muestra la labor social y espiritual de la Iglesia. La propuestas para los viajeros era que “podríamos contártelo”, pero “preferimos que lo veas”. Ahora, estos “viajeros Por Tantos” dan sus testimonios de lo que puede suponer una simple X para millones de personas, como se recoge en la página web de la campaña www.unviajeportantos.es  

Rompiendo prejuicios

Los viajeros han compartido una nueva experiencia acercándose a la realidad de la Iglesia que ha servido para romper prejuicios:

Aida tiene 41 años y es psicóloga de profesión. Le ha impactado la visita a la España vaciada, donde se encontró con Gregoria, que vive sola con 80 años. Además, le ha conmovido profundamente la alegría y las risas que había en el Hogar Don Orione para personas con discapacidades severas. Después de lo que ha vivido, no marcar la X a favor de la Iglesia no le parecería un acto humano.

A Ricardo, un comercial de 33 años, le ha marcado Carlos Alberto, “una persona muy auténtica intentando solucionar una situación difícil” en la casa de acogida para gente sin hogar de Alcalá de Henares. Aquí ha encontrado la ayuda que no encontró en otros lugares. Le ha convencido el hecho de que la Iglesia “es una entidad generosa”. 

Almudena tiene 44 años y es diseñadora gráfica. Con este viaje ha comprobado que la Iglesia llega a sitios donde la sociedad y el Estado no están llegando. Lo que más le ha marcado es el trabajo de Cáritas con las personas sin hogar y en la reinserción de presos. Dice que “la Iglesia hace muchas cosas mejor de lo que yo pensaba” y se plantea poner la X porque “están haciendo una labor maravillosa y tienen que poder seguir haciéndola”.

Isco es un estudiante de 26 años que llegó a España procedente de Guinea Ecuatorial. Le ha “descolocado” la labor de Emilio, un cura rural de 27 años, asistiendo a los mayores, como Gregoria, que viven en la soledad de la España vaciada. En este viajeha descubierto que una X permite que la Iglesia llegue a “toda esa gente que tú no puedes llegar”.

Jade, con 19 años, estudia a la vez que trabaja de camarera. A la benjamina del grupo le ha sorprendido especialmente la implicación de la Iglesia en temas de salud mental. “Ver a gente que está dedicando tanto tiempo, cariño y esfuerzo a colectivos vulnerables e incluso rechazados es algo precioso”. En su testimonio destaca que “hay otras instituciones que ayudan, pero creo que la fe es algo importante”.

Antony, de 42 años, es estudiante y trabajador del sector hostelero, destaca que “la Iglesia está creando un tejido social diferente”. Le ha marcado ver “felices y disfrutando” a las personas con discapacidad del centro Don Orione por el amor que les brinda la Iglesia. También le ha sorprendido que “la Iglesia trabaje en romper estigmas, cuando tenemos tantos estereotipos sobre ella”.

Una experiencia transformadora

Los 15 viajeros (8 mujeres y 7 hombres) fueron seleccionados de entre 200 candidatos. No se conocían entre ellos, pero tenían un punto en común: ninguno marcaba la X a favor de la Iglesia en su declaración de la renta.

Se embarcaron en un viaje de cinco días, del 19 al 23 de febrero, en el que se recorrieron 1.200 kilómetros.

El trayecto tuvo seis paradas: Guadalajara, para conocer el servicio de la Iglesia en la España vaciada a través de un joven sacerdote. Alcalá de Henares, para visitar una casa de acogida para personas sin hogar. Segovia, para acercarse a un centro diocesano de Orientación Familiar. Madrid, para vivir en primera persona la actividad pastoral de una parroquia de Pozuelo, que, además, tiene un centro asociado que atiende a más de 100 personas con discapacidad física, intelectual y sensorial severa. Getafe, donde fueron testigos de la labor de la Iglesia en la reinserción social de personas privadas de libertad. Y su última parada, Toledo, dedicada a un centro de ayuda para mujeres víctimas de violencia.

La Conferencia Episcopal Española recuerda que:

  1. Marcar la ‘X’ de la Iglesia es una decisión libre que no perjudica a nadie y no tiene coste alguno, porque ni te cobran más ni te devuelven menos. En ejercicio de democracia fiscal.
  2. Se pueden marcar simultáneamente las casillas de la Iglesia católica y de otros fines sociales.
  3. Es de la pocas cosas que podemos decidir sobre nuestros impuestos. Es decir, si la dejamos en blanco, es el Estado el que decide por nosotros sobre esa pequeña cantidad. Invitamos a que no se dejen las casillas en blanco.
  4. Y que cada año se puede conocer, a través de la Memoria Anual de Actividadesen qué emplea la Iglesia sus recursos: para los no católicos o no practicantes, marcar la casilla supone también reconocer el papel que la Iglesia tiene en la sociedad española.

La Declaración de la Renta sobre las Personas Físicas (IRPF) finaliza el 30 de junio.

 

(389)

DONA AHORA