1. Home
  2. VIDEOSMater Mundi TV
  3. De amante del reiki y disciplinas de la Nueva Era a encontrarse con Cristo en un retiro de Emaús

De amante del reiki y disciplinas de la Nueva Era a encontrarse con Cristo en un retiro de Emaús

643
0
Compártelo en...
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email

Empresaria, diseñadora de joyas y de moda. Susana tenía una la vida soñada de cualquier persona con sueños y aspiraciones en la vida. Para los que la hemos podido conocer se define como una persona soñadora y en continua búsqueda. Una búsqueda que no siempre le llevó por los caminos deseados. Buscó la espiritualidad que siempre la había acompañado en la nueva era y más concretamente en el reiki pero también en otras disciplinas esotéricas. Esta elección le llevó a tener pesadillas y sueños poco luminosos donde se mezclaba una suerte de realidad y una ficción muy dañina para ella. “Los libros, el mundo de la astrología, iba a que me hicieran las cartas astrales, me lo creía todo porque me llegaban a decir verdades”, explica.

Toda esta situación la llevaba a estar en un estado de tristeza y ansiedad sin que nadie de su entorno lo supiera. Pasaba el tiempo y Susana seguía necesitando más. “Pero el Señor es muy listo no te deja hasta que no te consigue. Me daba señales y yo no las escuchaba porque pensaba que la felicidad estaba en todo eso”, cuenta. A pesar de todo seguía yendo a misa, a alguna adoración incluso. Para Susana todo era espiritual, todo era Dios, todo lo incluía en lo mismo y la confusión para ella era tremenda. “Empecé a ir a un curso de meditación y ellos decían que veían a Dios en el tercer ojo”, en ese sitio Susana ya se empezó a sentir rara como si su presencia no estuviera con esas personas.

El meditar la hizo entrar en un yoismo de estar centrada por y para ella. El mundo paralelo que vivía Susana se vio interrumpido cuando se encontró con una amiga un día y Susana le preguntó el por qué de ese brillo en su mirada. Fue cuando su amiga la invito a hacer un retiro muy especial, el Retiro de Emaús, un encuentro de oración y de compartir de un fin de semana. A pesar de la reticencia inicial de Susana al final accedió por persistencia de su amiga. Allí en el retiro ella continuaba propagando sus actividades espirituales en la que estaba metida. “Hay un momento en el que sentí que Dios me salvó. En la vida he sentido tanto amor”, explica Susana emocionada.

 

¡No te pierdas el testimonio completo, te emocionará!

Síguenos en: Facebook

Twitter

(643)

DONA AHORA