1. Home
  2. VIDEOSMater Mundi TV
  3. Víctima del atentado del 11M: “El perdón es la herramienta para salvar la humanidad”

Víctima del atentado del 11M: “El perdón es la herramienta para salvar la humanidad”

543
0

Era un 11 de marzo del 2004 cuando Esther Sáez se dirigía a trabajar normalmente como todos los días, ella trabajaba en una empresa farmaceútica donde investigaba proyectos contra el cáncer. Mujer de familia, está casada y tiene dos hijos. Lo que se pensaba que sería como un día más fue uno de los días más trágicos para ella y su familia y para muchas familias de España. Ella era una de las tantas viajeras que ese día se montó en el tren del El Pozo. En la estación de Atocha, uno de los vagones del ferrocarril en el que viajaba, estalló. Se trató de una de las explosiones de los cuatro trenes de la estación madrileña que fue el mayor atentado terrorista sufrido por España: el “11M”.

Las únicas supervivientes de ese tren de pasajeros fueron Esther y otra persona, el resultado de aquel fatídico día fue el asesinato de más de 190 y los miles de heridos que dejó. Esther estuvo al borde de la muerte como ella misma relata en la entrevista, cuando llegó consciente al hospital le dijeron que no creían que superara las 24 horas de vida. “A mi esposo, en el hospital, le dijeron que como mucho me quedaban 24 horas de vida. Me hicieron una cirugía, un coágulo epidural a las 48 horas, brutal, y le dijeron que sí o sí yo ya no salía. Después, le dijeron que me quedaría tetrapléjica, dependiente de otras personas para toda la vida. A mi esposo y a mis padres se les caía el mundo encima al escuchar esto. Uno de nuestros hijos tenía 3 años, el otro tenía año y medio”.

El enorme estallido de la explosión había reventado todo lo interno de Esther pero no su corazón, aquel que desde pequeña siempre le habían alimentado desde el seno familiar con la práctica de la fe. Es algo que no olvida y que en parte agradece a su familia con la que empezó a dar sus primeros pasos en la comunidad católica a través de la Legión de María , más tarde a los 14 años ya era catequista y a los 18 años realizó los Cursillos de Cristiandad.

En la unidad de críticos del hospital tras el 11-M fue cuando Esther realmente experimentó ese zarandeo espiritual que transformó por completo su corazón y su alma, cuando estaba rota por dentro por el atentado que a punto estuvo de costarle la vida “Experimenté una conversión brutal a Nuestro Señor en la unidad de críticos. Fue realmente impresionante. Estaba convencida de que me moría. Ya ni siquiera sentía mi cuerpo. Es una sensación extraña, como que parece que te abandona tu cuerpo, una sensación difícil de explicar”, explicaba. Cuando parecía que en el dolor que estaba experimentando no podía caber esperanza ninguna en el Señor fue cuando fue capaz de mirar a Jesús con firmeza y claridad. “Ahí sentí que Cristo llenaba todos mis espacios, que estaba dándome sentido a mi posible muerte. Era como:’qué lástima, Esther, que hayas tenido que pasar una cosa así para que te des cuenta de Quién soy yo’. Fue brutal. Fue impresionante”.

 

¡No te pierdas la entrevista completa, te emocionará!

 

Síguenos en:
Facebook
Twitter

 

(543)

TU DONACIÓN HACE POSIBLE EL SOSTENIMIENTO DE MATER MUNDI

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies